¿Qué tan envidiosos son los signos del zodiaco? (Signos de Fuego y aire)

4030

 La mayoría de personas sienten celos sea un motivo u otro es común sentirlos, a veces sirven de estimulante para lograr cosas pero cuando estos salen de lo normal se vuelven un sentimiento que solo nos daña y debemos trabajar en ello para evitar dañar o dañarnos a nosotros mismos. Zodiacalmente también cada signo tiene su manera negativa de sentir estos sentimientos tan humanos que solo con voluntad se harán menos esclavizados

Signos de Fuego: Aries, Leo y Sagitario

Son los signos más pasionales del Zodíaco y ven la vida de una forma muy especial. Muy ambiciosos, les encanta disfrutar de los desafíos, proponerse y cumplir metas. Siempre van tras algo nuevo, así como mejorar su calidad de vida. Les encanta darse lujos, salir con la gente más bella y manejar dinero.

¿Qué envidian?

Ambicionan el poder, así como el reconocimiento de sus talentos y méritos. Además, quieren acceder a todo lo mejor y, si no lo tienen, lo envidiarán.

¿Qué pasa si no consiguen lo que quieren?

Se volverán obsesivos, aunque seguramente, no se les note dada su buena actitud y optimismo. Son envidiosos respecto al triunfo y las posesiones ajenas, así como muy malos perdedores.

Signos de Aire: Géminis, Libra y Acuario

Los nativos más intelectuales del Zodíaco ven la realidad de un modo particular. Amantes del conocimiento y las diferencias, les interesa la gente, las relaciones humanas y experimentar.

Aprender y divertirse es lo suyo. Libres, se comportan de un modo poco convencional, a la vez que tienen intereses muy diversos. Son creativos y odian la rutina.

¿Qué envidian?

Anhelan el poder ser ellos mismos, los cambios, las experiencias únicas.

¿Qué pasa si no consiguen lo que quieren?

Se deprimen y viven comparándose con los demás, a quienes menosprecian y envidian. No hay peor obsesión que la de alguien inteligente que sabe lo que no puede ser y nunca será. Críticos y cerrados, pueden llegar a construir una realidad falsa para ocultar sus carencias. Bien aspectados, tratarán de relacionarse con quienes saben más y aprender de ellos.